MARÍA DE GUZMÁN 

​MARÍA DE GUZMÁN. 

Por Máximo González-Palacios Franco. 

La localidad madrileña de Alcalá de Henares tiene el honor de ser el primer caso de una mujer universitaria en España, la doctora de Alcalá, María Isidra de Guzmán y de la Cerda, a la que la protección de Carlos III allanó el camino a toda posible oposición a que alcanzase (en 1785, con 17 años) los títulos de doctora y maestra en la Facultad de Artes y Letras humanas, catedrática de Filosofía, conciliadora y examinadora; además de ser admitida socia de honor en la Real Academia de la Lengua Española, RAE. 


María Isidra Quintina de Guzmán y de la Cerda, nació en Madrid el 31 de octubre de 1768, hija de Diego Ventura de Guzmán y Fernández de Córdoba, Marques de Montealegre y Conde de Oñate y Maria Isidra de la Cerda, Condesa de Paredes, Grandes de España.

Su educación corrió a cargo de D. Antonio Almarza, quien puso en conocimiento de D. Diego las especiales dotes intelectuales de la niña. Mª Isidra nació en el palacio familiar, situado en la calle Mayor de la villa y Corte, en un ambiente típicamente ilustrado, donde eran frecuentes las reuniones o tertulias al uso de la época y cuya biblioteca familiar era conocida como una de las mejores de toda la Corte.

Es así como D. Diego, viendo que los conocimientos de su hija y su inteligencia eran públicos y notorios, decide apoyarla para que éstos se vean refrendados con un título oficial, tal y como ella deseaba. Para ello, solicita a Floridablanca le sea concedido el permiso del Rey para poder examinarse de doctorado en Filosofía y Letra Humanas en la citada universidad. El 20 de abril de 1785, el rey otorga su permiso y Floridablanca escribe a las autoridades universitarias para que realicen el exámen a la joven.
29 de julio de 1785 ingresó la ya Doctora en la Real Sociedad Vascongada de Amigos del País y el 21 de enero de 1786 en la Real Sociedad Económica Matritense de Amigos del País.
Casó Doña María Isidra el 9 de septiembre de 1789 con Don Rafael Alfonso de Soussa, Marqués de Guadalcázar y de Hinojares, grande de España.
El día 2 de noviembre de 1791 dio a luz a su primer hijo, Rafael, bautizado en la iglesia de Santa Marina de Aguas Santas de Córdoba, ciudad a la que se trasladó tras su boda con el Marqués de Guadalcázar y en cuyo palacio familiar, sito en la parroquia citada, vivió hasta su muerte. Dos años y medio después, nació el segundo vástago. El día 2 de junio de 1793 nació Mª Magdalena. Este alumbramiento debió ser difícil, pues en la partida de bautismo, el párroco aclara que por el peligro que corría la niña fue bautizada el mismo día. El 14 de junio de 1795 nace su tercera hija, Luisa Rafaela, bautizada en la iglesia citada de Córdoba.

Desde un punto de vista histórico, la hazaña de doña Mª Isidra debe considerarse en el contexto de la España Ilustrada, influida por las ideas ilustradas con figuras tan señeras como Feijoo, Jovellanos, Floridablanca o el propio Carlos III por un lado, y por otro la fuerte tutela de la Iglesia Católica.

Falleció en Córdoba el día 3 de febrero de 1803 a la edad de 35 años. Fue enterrada en la capilla Mayor de la iglesia de Santa Marina de Aguas Santas de Córdoba el día 7, con entierro solemne y secreto de madrugada, como era el deseo.
Su nombre es habitualmente citado como María de Guzmán (con el que se la recuerda con una calle en Madrid) o como Isidra de Guzmán (con el que se la recuerda con un instituto de secundaria en Alcalá de Henares). Con el apelativo de doctora de Alcalá se la recuerda en un colegio de primaria de dicha ciudad alcalaina. 

Fuente: 

La mujer ilustrada en la España del siglo XVIII”. Ministerio de Cultura, 1981, págs. 66-68.

Complupediawikia.

Dreanalcala.com

Biblioteca Digital Hispánica 

Advertisements